Mención especial para los 500 valencianistas que fueron los únicos que demostraron ser de un equipo de Primera. /VCF

2-1. En Cádiz, un Valencia sin nivel para la permanencia

Con muy poco juego, al conjunto gaditano le bastó con su actitud colectiva para devolver al equipo de Baraja a su cruda realidad

ANTONIO CASAÑ

Otra decepcionante actuación del Valencia en el Carranza deja al equipo de Mestalla de nuevo al borde del descenso. Y así es muy difícil. La inmadurez de varios de sus jugadores, uno o dos por línea, sin la actitud suficiente para asumir la peligrosa situación del equipo, condenan al colectivo al fracaso.

Mouctar Diakhaby fue el ejemplo contrario. En un ambiente sumamente hostil contra el futbolista francés, el central valencianista demostró su calidad y profesionalidad, erigiéndose en el mejor jugador del partido. Todo lo contrario de otros como Mamardashvili -al que le hace falta ya una buena porción de banquillo-, Cömert, Yunus, Ilaix o Samuel Lino.

Faltó experiencia o testosterona, para manejar la situación en un choque que suponía más de media salvación del equipo. Ante un Cádiz hiper predecible, los errores en las acciones individuales decantaron el encuentro del lado gaditano. En los dos tantos amarillos hubo falta de anticipación, con actitud casi de categoría infantil.

Un panorama muy negro porque hay futbolistas que solo dan el cien por cien cuando no quieren hacer el ridículo con el aliento de Mestalla en la nuca. En el primer gol del Cádiz hay un fallo en cadena de Foulquier, Cömert y Mamardashvili, espectadores de lujo del doble toque de cabeza en área de gol. Incomprensible en Primera División.

Y en el segundo de Guardiola, más de lo mismo. Eray que va al suelo antes con antes, Cenk que pierde la marca y Mamardashvili que no se entera de nada. Igual que en el primero. Y con 2-0, tocaba remar mucho para remontar. Se intentó, cierto, pero volvió a faltar energía, tomar riesgos en el uno contra uno, ser valientes.

Baraja tuvo que recurrir a los que si que tienen -como Hugo Duro-, sangre en las venas. Diego López, Javi Guerra o Samu Castillejo, entraron y respondieron, con más voluntad que acierto, aunque aportndo frescura y peligro. Los tres inyectaron el «redbull» que le hacía falta en el equipo. Y ni aún así fue suficiente, con mucha precipitación y poco cerebro.

La cruda realidad es que el Cádiz compitió mejor que el Valencia. Por eso terminó llevándose los tres puntos que lo aúpan en la clasificación y devuelve a los blanquinegros a su triste realidad. El Valencia lo intentó, cómo no, hasta el final. Tras permitir que el Cádiz marcara dos tantos, se encontró con un regalo de Ledesma -del que luego se rehízo con buenas paradas- al principio de la segunda mitad. Pero al equipo de Baraja le cuesta hacer coincidir entrega, actitud y acierto, tres virtudes que sí encontró el Cádiz.

Diakhaby apareció en torno al minuto 20 para sacar sobre la línea de gol un remate del Cádiz que pudo suponer el tanto inicial para los locales. En la única jugada digna de mención del norteamericano Musah por la derecha, con asistencia para Lino cuyo remate lo bloquearía la defensa del Cádiz. También lo intentó Toni Lato, que estuvo a punto de aprovechar el rechace en una jugada en la que el lateral valencianista se dolería tras un choque fortuito con el portero.

Diego López tuvo una buena para empatar pero decidió centrar. Después Ledesma se adelantó a Hugo Duro como luego hizo Mamardashvili con Sergi Guardiola. Fue una de las pocas acciones que no abortó un imperial Diakhaby. Un remate de cabeza de nuevo de Diego López permitió a Ledesma recuperarse de su error en el gol con una bonita palomita.

La ocasión más clara para los de Baraja y que pudo significar el empate,  llegaría en el 85’: un gran cabezazo de Diego López que Conan Ledesma consiguió desviar ‘in extremis’ con una estirada y el balón dio en el travesaño. Incluso, en el tiempo añadido el Valencia dispondría de una doble ocasión dentro del área rival que acabó en las manos del portero.

Mención especial para los quinientos valencianistas que demostraron que, como dijo Baraja, sólo ellos están esta campaña a la altura del escudo.

Datos del partido

 CÁDIZ CF: Conan Ledesma, Raúl Parra (Mbaye 67’), Luis Hernández, Fali (Meré, 58’), Pacha Espino, Escalante, San Emeterio, Iván Alejo (Bongonda, 59’), Rubén Sobrino, Chris Ramos (Rubén Alcaraz, 67’) y Sergi Guardiola (Choco Lozano, 72’).

VALENCIA CF: Mamardashvili, Foulquier (Thierry, 71’), Cömert (Samu Castillejo, 55’), Diakhaby, Cenk, Lato (Cavani, 82’), Nico (Javi Guerra, 71’), Ilaix Moriba, Yunus Musah (Diego López, 55’), Samuel Lino y Hugo Duro.

GOLES: 1-0 Gonzalo Escalante, 39’; 2-0 Sergi Guardiola, 46’; 2-1 Samuel Lino, 51’.

ÁRBITRO: De Burgos Bengoetxea (C. Vasco). Amonestó a San Emeterio, Samu Castillejo, Rubén Sobrino, Luis Hernández, Ilaix Moriba, Choco Lozano y Conan Ledesma.

VAR: González González (Castellano-Leonés).

Partido de la Jornada 32 de LaLiga disputado en el Estadio Nuevo Mirandilla de Cádiz.

About InformaValencia

También puede interesarte

Para Baraja, la clave está en el centro del campo

El entrenador del Valencia elogia a Bellingham, de quien afirma que «lo tiene todo»

Deja una respuesta